Dubrovnik: Una maravilla Gótica

Es una de las joyas de Croacia y la parada de moda para todos los turistas que navegan por el Adriático.

Dubrovnik

Dubrovnik

Primero, las malas noticias: Dubrov-nik ya no es el secreto mejor guardado por algunos. Casi 17 años después del final de la guerra de independencia de Croacia, el amurallado Casco Viejo medieval de la ciudad está colapsado de turistas durante el verano. No obstante, si va en otoño verá pronto por qué tanto alboroto. Sobresaliendo en un pedazo peninsular de la costa dálmata, la exRepública de Ragusa es una maravilla gótica veneciana. Pórticos y logias con columnas circundan plazas renacentistas pavimentadas con mármol a las que le ha salido brillo luego de siglos de tráfico peatonal. Sí, muchos negocios impasiblemente atienden a pasajeros de cruceros y otros turistas normales, pero hay abundantes locales creativos que valen la pena.

Vista desde arriba
Un excelente lugar para conocer la ciudad es la cumbre del Monte Srdj, que mira más allá del Casco Viejo hasta llegar al mar y por atrás a las montañas de Herzegovina, situación que lo convirtió en punto de ventaja estratégico en la defensa contra los turcos, venecianos e incontables potencias extranjeras codiciosas. Viaje rápido a la cima en el funicular naranja brillante (Petra Kresimira 4), que volvió a abrir las puertas en el verano de 2010 luego de haber sido destruido cuando en la cumbre se escenificó un duro enfrentamiento contra los serbios y montenegrinos invasores en 1991. Esta historia es explorada a través de artefactos y material documental en el Museo de Guerra de la Patria, instalado dentro de un fuerte napoleónico en la base de la estación del teleférico (el boleto de ida y vuelta cuesta 87 kunas, aproximadamente 16 dólares a un tipo de cambio de 5.46 kunas por dólar).

 

La "ciudad vieja".

La “ciudad vieja”.

Historia, en 3 formas
Casi todos los sitios históricos más notables de Dubrovnik están agrupados dentro de la muralla del centro. Instalado dentro de los claustros del monasterio francisco del siglo XIV, el Museo de la Farmacia Vieja alberga tarros de cerámica para medicinas, antiguas bitácoras de doctores, una colección de iconos bizantinos y una farmacia todavía en servicio que se anuncia como la tercera farmacia más vieja en operaciones del mundo. Para una dosis de medicina más fuerte, la tensa historia reciente de la ciudad se exhibe en War Photo Limited (Antuninska 6), una galería dirigida por el fotoperiodista neozelandés Wade Goddard, quien cubrió las guerras yugoslavas de principios de la década de 1990. El enfoque histórico más raro probablemente pueda encontrarse en Visia Dubrovnik (5D Theatrum Convento de Santa Clara). Inaugurada en 2010, la atracción “3-D Time Travel” de 35 minutos incorpora un científico holográfico del siglo XVIII que viaja en el tiempo y que es proyectado sobre una cascada real. Hay láseres, música y escenas 3-D de batallas sangrientas con máquinas de viento y asientos que se sacuden.

La puesta del sol
En una ciudad aparentemente construida para atrapar el matiz de un ocaso adriático, encontrar la percha adecuada en las primeras horas de la tarde es un tema serio. Tome un taxi hacia Sunset Lounge (Hotel Dubrovnik Palace; Masarykov put 20), un elegante hotel-bar donde ventanas panorámicas muestran retroceder la luz sobre las islas Elafite. O arréglese y agarre una botella de Ozujsko local (37 kunas) en el Café Bar Buza, también conocido como Buza I (Crijeviceva ulica 9). El nombre se traduce como “agujero” en el dialecto local, y está ubicado sobre un acantilado en la margen sureña del Casco Viejo, alcanzable a través de un agujero real en la muralla sur de la ciudad.

Almuerzo y natación
Uno de los mejores activos de la costa dálmata podría ser la proliferación de konobas – o tabernas (literalmente “bodegas”)– costeras, donde los comensales nadan y se asolean mientras se prepara su comida. A 12 minutos en taxi desde el Casco Viejo, la encantadora Gverovic-Orsan (Stilkovika 43) está localizada es un antiguo cobertizo para barcas tallado en la ladera sobre una tranquila bahía del pueblo pesquero de Zaton Mali. Empiece con una copa de Posip, un fresco vino blanco, y una ensalada de pulpo salpicada con vinagre y aceite de oliva casero. Mientras espera su plato principal –como “Orsan” de risotto negro, un rico estofado de mejillones, almejas y langostino– olvídese de lo que su madre decía respecto a nadar después de comer y sumérjase de inmediato.

 

Una escena nocturna del centro de la ciudad.

Una escena nocturna del centro de la ciudad.

Para hospedarse

  • Justo dentro de la muralla del Casco Viejo, Karmen Apartments (Bandureva 1; 385-20-323-433; karmendu.com) ofrece cuatro unidades artísticamente equipadas que parten desde 70 euros, la noche en un estudio.
  • Adriatic Luxury Hotels alimentó el auge de cinco estrellas de Dubrovnik cuando la compañía abrió en 2006 el Hotel Bellevue (Pera Cingrije 7; 385-20-330-000; alh.hr), un lugar moderno-rústico de 91 habitaciones situado en un despeñadero que mira al mar. Con dos restaurantes, un spa, un centro de acondicionamiento físico y una playa privada, Bellevue parte desde aproximadamente 280 euros la habitación doble con vista al mar.
  • Hotel Excelsior (Frana Supila 12; 385-20-430-830; alh.hr), otra propiedad de Adriatic Luxury localizada en una exvilla real, tuvo una muy anticipada reapertura en 2008 luego de una renovación de 28 millones de dólares. Las habitaciones dobles parten desde alrededor de 198 euros.

Etiquetas: , , , , ,

Categorías: vip

Suscribir

Subscribe to our RSS feed and social profiles to receive updates.

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: